La vida del hombre-caracola. XIII

HC. BLOG. rojo

Sigo mi camino, a pesar de la sangre derramada por las guerras, del hambre de medio mundo, de las cuchillas recién afiladas de las fronteras…Continuo haciendo amigos, muchas personas me han aceptado como nuevo ser, me han mostrado muchos gestos de cariño y amistad, todo un sueño conseguido. Me siento orgulloso de ellos, admiro a las personas que donde van, buscan la paz y guardan al mundo un respeto. Aprecio a los seres que creen que el amor no es un cuento, que se puede palpar, que existe como el agua, como la tierra, como el aire o como el fuego. Mi senda me lleva a altas montañas, alguna vez necesito estar solo, en un lugar elevado y alejado, tener mi propio espacio y gozar de mi intimidad, como cualquier ser humano. Deseo estar a solas con mi consciencia, así la escucho con más claridad, ella es la que siempre guía mi camino, le hago caso porque siempre tiene la razón. La siento en los momentos de absoluto silencio, cuando dejan de estallar las olas contra las rocas, en el momento que no se percibe ni el sonido que emite un camarón o el de un berberecho.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s